Los síntomas de IBS en los gatos

Los gatos pueden sufrir de síndrome de intestino Irritable (IBS) tantas veces como los seres humanos. En gatos, IBS se manifiesta los mismos síntomas, todos los cuales están relacionados con problemas gastrointestinales. Si su gato muestra los siguientes síntomas, considerar llevarlo al veterinario para una IBS de detección.

Diarrea

Un gato con IBS experimenta calambres gastrointestinales, que causan indigestión. Esto lleva el gato al experimentar diarrea repetida.

Estreñimiento

El estreñimiento es otro síntoma de IBS en los gatos. Usted sabrá que su gato está estreñido si no ha pasado ningún taburete durante varios días, o pasa heces sólo duras, en forma de guijarros.

Pérdida de apetito y pérdida de peso

Debido a los problemas de estómago de IBS, gatos sienten menor deseo de comer y pueden ayunar por un día entero. En consecuencia, su gato puede perder una cantidad considerable de peso.

Vómitos

Gatos con IBS pueden vomitar una vez o más por día. A pesar de que los gatos vomitan con más frecuencia que los seres humanos, este comportamiento no es normal y debe considerarse como un síntoma de la enfermedad.

Letargo

Aunque los gatos experimentan períodos de letargo, IBS también causa gatos establecer durante varias horas a la vez, ya que pueden sentirse hinchado y reacio a moverse.

Flatulencia

Un gato con IBS con frecuencia pasa gas como consecuencia calambres gastrointestinales.


© 2019 Usroasterie.com | Contact us: webmaster# usroasterie.com